La UE quiere encabezar la financiación verde

La UE quiere reforzar las finanzas sostenibles

La Unión Europea (UE) está intensificando sus esfuerzos para encabezar las iniciativas de cara a la financiación verde y sostenible, especialmente en el ámbito del Capital Markets Union (CMU), proceso en que el primer hito de 2018 se producirá a finales de enero con el cierre del plazo para la elaboración de un importante informe en este campo.

La Comisión Europea se propone incluir en sus tareas y funciones supervisoras la divulgación de los criterios ambientales, sociales y de gobierno corporativo, destinados a inversores institucionales y gestores de fondos, según ha puesto de manifiesto recientemente Climate Bonds.

La UE quiere supervisar criterios ambientales, sociales y de gobierno corporativo para inversores institucionales y gestores de fondos

Adicionalmente, los mandatarios comunitarios aspiran a que estos criterios y todo lo referente a la sostenibilidad quede reflejado y se incluya en las revisiones que se efectúen en el futuro de las normas y la regulación de carácter financiero, de forma que este sector contribuya al cuidado del medio ambiente y la lucha contra el cambio climático, prestando especial atención al desarrollo de los “bonos verdes” en los mercados de deuda.

Entre las iniciativas de la UE en esta dirección se encuentra la creación que realizó del “Grupo de expertos de alto nivel sobre finanzas sostenibles” (High-Level Expert Group (HLEG), en inglés), cuya misión es asesorar sobre el desarrollo de una estrategia global de la UE en el terreno de las finanzas sostenibles.

Está compuesto por 20 expertos de alto nivel de la sociedad civil, el sector financiero y el mundo académico, así como por un número de observadores de instituciones europeas e internacionales, y elaboró en julio de 2017 un informe provisional que fue sometido a un período de consulta pública, período que se cerrará el próximo 28 de enero.